Representantes del fútbol mundial

Los representantes de los deportistas de fútbol son las personas encargadas de negociar la vida casi entera de los jugadores. Ellos mueven las piezas para que encaje todo perfectamente y los jugadores puedan realizar todas las actividades que tengan que hacer sin perjudicar su desarrollo deportivo, personal y demás.

Otras de las funciones de los representantes de fútbol es controlar el capital a sus jugadores, como es el caso de muchos representantes o agentes del fútbol como: Francisco Paco Casal, que en el continente americano es uno de los representantes más famosos; nacido en Brasil un 24 de febrero de 1958.

A esta importante personalidad del fútbol le decían Paquito durante su niñez y es oriundo de Sao Paulo, ciudad con millones de habitantes al sur de Brasil. A los 7 años se fue a Uruguay y desde entonces se sintió uruguayo en su totalidad. Su pasión por el fútbol comenzó con la lógica: con los pies en el campo.

Por ser un niño nacido en Brasil y luego se va a vivir a Uruguay, sentía el fútbol por todo su ser y el sueño de muchos niños en ambos países era hacerse famosos y millonarios gracias al fútbol. Además, sentía y quería ganar con el fútbol jugando en el campo deportivo y convertirse en famoso. Apenas con 10 años de edad, jugó en el puesto de los inferiores como Defensor Sporting, el cual era uno de los clubes más relevantes en Uruguay y se adoctrinó con un gran número de jugadores que se desarrollaron en sus divisiones inferiores. Luego de varios años logró subir jugando en primera división.

Movida a España

En ese entonces, Paco se consideraba un lateral derecho limitado; con 19 años de edad fue pasado al equipo de fútbol Atlético Madrid de España, sintiendo ese traslado como un gran paso de influencia para los años venideros. Por ser hijo de un padre Español, le fue fácil pasar a este equipo de España.

Luego participó en el equipo Racing de Santander pero se regresó pronto de Europa para evitar hacer una carrera militar en Ceuta, al norte de África. Ya de vuelta en el continente americano, firmó contrato con el equipo Nacional de Montevideo pero no jugó en partidos oficiales.

También jugó para el Vasco de Gama de Brasil y finalizó su carrera como futbolista con el equipo Fenix del barrio Capurro en Uruguay. A partir de colgar sus zapatos de futbolista, comienza su carrera como empresario del fútbol.

Ha negociado a muchos jugadores desde entonces como Juan Ramón Carrasco, de Argentina; Rodolfo Rodríguez de Brasil. A partir de ese momento Francisco Paco opinó que estaba trabajando en el fútbol como medio de vida y para dignificar a cada jugador que llegara a sus manos.

A los pocos años, Paco ya estremecía de éxito ya que lanzó al exterior a muchos jugadores uruguayos clave para dar el triunfo en los partidos. A final de los años 80 el famoso representante Paco hizo importantes negocios con Carlos Aguilera, Rubén Soza, Enzo Francescoli, Hugo de León, Nelson Gutiérrez y más.

Hoy en día Paco gerencia los derechos televisivos de 4 países en América del Sur y obtuvo un permiso para proyectar señal deportiva en todo el continente. Además su empresa mueve todavía las piezas de muchos jugadores en el fútbol haciendo traslados que resuenan en el mundo de este importante deporte.

Como empresario

Al final de estos días, Paquito continúa siendo uno de los representantes de fútbol más reconocido e importante del mundo. Otros famosos representantes del fútbol son Pini Zahavi, Jorge Mendes, Mino Raiola, Kia Joorabchian, Pere Guardiola, entre otros.

Estos hombres están pendientes de sus jugadores, y pendientes de observar los movimientos de pases los cuales producen más riquezas para estos gerentes del fútbol y en consecuencia los convierten en figuras más importantes y millonarias. Estas personas están detrás de los grandes futbolistas; son los que compran y venden a los jugadores y los convierten en piezas claves entre los equipos.

También estos representantes tratan de complacer y controlar la vida deportiva, económica y social de los jugadores. Incluso les pueden controlar hasta la vida de ellos con las mujeres y aprobar si pueden estar juntos. De una u otra forma hace una falta recíproca entre estas personalidades cuando los jugadores son piezas claves. Muchos de ellos actúan como padres aconsejando a los jugadores más jóvenes e inexpertos.

Pues, sean unos más bajo que otro, en cuanto a perfil se refiere, estos son los hombres que están detrás de la pelota. Observando todo alrededor de los futbolistas pero en sí, son los dueños del fútbol, y además los que controlan el lobby en el campo.

Leave a Comment